Boda Elena y Carlos

 

Elena y Carlos escogieron el Parador de San Estevo para darse el Sí quiero, este parador está situado en el corazón de la Ribeira Sacra, rodeado de bosques de castaños milenarios y de desfiladores y cañones que dejan paso al río Sil.

Los novios se visitieron en el mismo parador, en habitaciones diferentes y sin perder la sonrisa en ningún momento.

En su boda de cine como ellos la llamaron, decidieron hacer una ceremonia civil en el claustro del Parador, donde una banda de gaiteiros les esperaba para tocar a la entrada de la novia, este claustro es un lugar lleno de historia, en la que seguro que se ha escrito más de una historia.

El reportaje de los novios lo hicimos en el mismo parador y en los caminos y senderos verdes que lo rodean, dando un aire mágico en cada momento.


Una vez gracias a los novios por la confianza prestada y lo fácil que lo póneis.